11.4 ºC

4 de julio de 2020

Notas de opinión

Reflexionando frente a la notebook: La ventaja de los ganadores

01/06/2020

"Es mucho mejor estar una vez del lado de los que ganan que estar siempre del lado de los que pierden." (Alejandro Borenzstein)

Con esa frase, tomada sin permiso pero identificado el autor, comienzo la nota en la que quiero mezclar "humores y seriedades" cuya autoría es de origen desconocido, pero familiar del creador de "talcualmente".

Nadie explica bien el motivo por el cual "es mejor?". Seguramente se debe a que sea más saludable. Del lado de los que pierden siempre surge mala onda, "malas vibras" y se lo pasan criticando. Eso genera nerviosismo, caraculismo y reacciones violentas. Sí, verdad. Reacciones violentas. Se dice que en alguna oportunidad por leer a uno "de los que pierden siempre", en reacción violenta quien lo leyó revoleó "un pasquín". Pasó talcualmente.

Estando del lado de los que ganan siempre, las discusiones duran hasta que hable un memorioso y con voz tímida, apenas audible, casi entre dientes similar a un soplido diga: "estamos acá por el voto popular". Soberbia expresión! "Se da por finalizada la sesión".

Covid19 

Daniel Gollán, ministro de Salud bonaerense: "Si se levanta la cuarentena, en 15 días vamos a ver cadáveres apilándose".

Dios quiera se publique en el Boletín Oficial esta frase, me parece que deberían leerla "algunos ganadores" que no escuchan "a los que pierden siempre". Estos vienen pidiendo menos flexibilidad en los controles de accesos a las ciudad; mayor control en lugares donde se reúne gente a hacer cosas no permitidas. No piense mal. Juegan al fútbol, toman mates en las plazas, festejan cumpleaños, visitan amistades o vienen de otras ciudades y los dejan entrar porque son amigos "de los que ganan siempre".

No estoy en Necochea. Aun no estando en la vecina ciudad costera, me imagino que quienes organizaron el babyshower se creyeron ganadores y de ahí a la soberbia solo resta una decisión. Lamentablemente no salió bien.

Estoy en una ciudad llamada Benito Juárez donde, gracias a Dios, en más de 70 días de cuarentena, hemos cortado clavos, pero no tenemos ni un caso positivo. Dio resultado tener la iglesia vecina y al cura más cercano al municipio. "Si señó", diría el Gran Minguito, el de La Voz del Rioba.

Lo que pasó en Necochea nos tiene que servir de ejemplo. No porque acá todo se haga mal, sino para que hagamos todo bien. "Los que ganan siempre" deben escuchar a "los que pierden siempre" y demostrar que "juntos podemos". Ya sé, quizá suene un poco chocante para los primeros pero no estamos haciendo política, sino que debemos hacer prevención en serio y la única forma de ser efectivos es prevenir todos juntos. 

No tenemos amigos

En estos tiempos de pandemia, de cuarentena, no debemos confiar en nadie que venga de otro lado. No porque sea malo, sino porque sin querer, sin saber, nos trae el virus a domicilio. Y no hablo de visitas locales, hablo de gente que viene de otras ciudades, incluso juarenses. 

No es tan difícil entender que acá no se trata de amiguismo. Ninguna autoridad, por más poder político que tenga puede darse el gusto de autorizar el ingreso de un familiar, de un amigo, sin correr riesgo. No pasa por ahí. Y no estoy criticando ningún caso puntual, estoy tirando ejemplos de casos que no nos podemos permitir.

Si llamar a un intendente porque es de "los que ganan siempre" para que me permita ir a su ciudad me inmuniza contra COVID19, llamo a Azul o a Laprida y me voy unos días. Ni yo lo haría, ni ellos lo permitirían.

Cuidémonos en serio. Y hacer todo en serio es que no miremos los malos ejemplos de la prevención. SEAMOS UN EJEMPLO A SEGUIR PARA QUE COVID NO TENGA DÓNDE IR. 

jcantero@elfenixdigital.com 


Noticias relacionadas

Notas de opinión

Las verdades sobre la mesa

Notas de opinión

Poder Mental

Notas de opinión

Riqueza

Notas de opinión

Honradez

Copyright © 2020 | El Fenix Digital - El diario independiente de la mañana